Neurologia PLaya

Un traumatismo craneoencefálico (TCE), incluso uno leve como una conmoción, podría aumentar el riesgo de demencia, según sugiere un amplio estudio observacional de ámbito nacional realizado en Dinamarca.

Traumatismo-craneoencefálicoLos investigadores analizaron 36 años de datos de 2 794 852 personas con riesgo de demencia. De ellos, 132 093 (4,7 %) sufrieron al menos un TCE durante el periodo 1977-2013 y 126 734 (4,5 %) tuvieron un episodio de demencia durante 1999-2013.

Se encontró que las personas que sufrieron un TCE tenían un 24 % más de probabilidades de ser diagnosticadas de cualquier tipo de demencia y, más específicamente, un riesgo un 16 % mayor de enfermedad de Alzheimer, en comparación con aquellas que no tenían un antecedente de TCE.

El riesgo de demencia aumentó junto con el número de TCE y la gravedad de las lesiones, pero incluso un único TCE leve (como una conmoción) se asoció con un aumento del 17 % en el riesgo de demencia. Los investigadores encontraron que un 4,3 % de los participantes con demencia habían sufrido al menos un TCE leve, en comparación con un 4 % de los que no tenían demencia.

Según los autores, los individuos con antecedentes de lesión cerebral traumática, incluso los que sufren lesiones menos graves, experimentan un aumento en el riesgo de desarrollar demencia, incluso décadas tras la lesión. Sin embargo, aunque el riesgo relativo de demencia se incrementa tras una lesión cerebral traumática, el aumento en el riesgo absoluto es bajo.

Contacto